Domingo, Junio 25, 2017
Covadonganoticias.com

DULUVIO DE PETICIONES

En la visita de trabajo de  José Calzada Rovirosa, titular de la SAGARPA, a nombre del Consejo Agrario Permanente en Quintana Roo, correspondió a Marcelo Carreón Mundo presentar a  aquél un paquete de solicitudes.

Como prolegómeno, expuso que a los productores no les atemoriza la reducción del monto destinado al campo, anunciado por el gobierno mexicano.

Con firmeza le advirtió al funcionario federal que lo que asusta es la mala distribución del anémico presupuesto, el cual por, lo general, se distribuye en beneficio de consorcios y empresas nacionales e internacionales, dejando unos cuantos centavos para los medianos y pequeños productores del agro.

Por tal motivo pidió readecuar apoyos y programas para que estén de acuerdo a las condiciones de cada una de las regiones del país, tomando en cuenta la experiencia y el sentir social de los propietarios de la tierra.

Frente al gobernador Carlos Joaquín González, el líder de la UNORCA dio muestras del amplio y profundo conocimiento que tiene de las acciones implementadas por Enrique Peña Nieto, así como de sus alcances y limitaciones de cada una de ellas.

Durante la entrega de incentivos y  maquinaria agrícola, aprovechó la presencia del Secretario  de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación para hacer denuncias, como el adeudo a los campesinos quintanarroenses de casi el 30% de los apoyos de PROAGRO y PROGAN, programas “bondadosos”, pero lentos y des oportunos.

Mas también su intervención tuvo sugerencias en la instrumentación del Programa de Incentivos para Productores de Maíz y Frijol (PIMAF), con la intención de  evitar que las propuestas de apoyo sean manipuladas por funcionarios o políticos que los usan para su beneficio.

Demandó una revisión, reorientación y ampliación del Programa Especial de Seguridad Alimentaria, ya que puede ayudar mucho en la producción de alimentos básicos en las zonas de alta marginación, pero que no se aplica en el  sur de Q. Roo, “golpeado por la pobreza extrema”.

Urgió al Secretario a fortalecer el hato ganadero con la adquisición de vientres, sementales e impulsar más la ganadería menor (borregos, cerdos, aves).

De manera especial solicitó apoyo para los apicultores, con cámaras de cría, cajas y equipo básico de extracción, ya que en 2016 no tuvieron ningún respaldo gubernamental.

Carreón Mundo consideró que el Programa Concurrencia, amenazado con desaparecer,  no debe de desaparecer.

“Aquí es donde los gobernadores pueden apuntalar programas de desarrollo de producción de alimentos y de esta manera dar respuesta a los campesinos y campesinas que ven en Carlos Joaquín González la esperanza de un mejor Quintana Roo”.

Destacó la necesidad de un extensionismo rural con agencias de desarrollo avalada por las comunidades, mismas que deben contar con técnicos comprometidos con la base social y con su profesión.

Afirmó que el Fondo para el Apoyo a Proyectos Productivos en Núcleos Agrarios) y el Programa de Apoyo para la Productividad de la Mujer Emprendedora deberán dar más, porque dan inicio a las microempresas rurales manejadas por pequeños grupos para generar fuentes de empleo y excedentes para la comercialización.

De igual forma, sostuvo en que es importante refundar PRODUCE, aplicar estratégicamente los caminos sacacosecha, atender todavía más el programa de Joven Emprendedor y apoyar a las organizaciones sociales en su desarrollo en sus diferentes niveles.

A fin de aprovechar el mercado turístico local, propuso la apertura de centros estratégicos de acopio de productos del campo, en donde los productores ofrezcan sus productos.

“Tenemos la tierra, las manos y la voluntad de los productores y productoras unidos al gobierno que inicia Carlos Joaquín.”

Así remató Marcelo Carreón Mundo, que habló con la voz de las organizaciones del CAP en la espalda. (Mario Hernández)

Recibe las noticias en tu correo

Registra tu dirección de correo, y activa tu suscripción gratuita.