Sábado, abril 29, 2017
Covadonganoticias.com

LO QUE SIGUE DESPUES DEL EXITO

El maltrato, el abandono, la falta de comunicación, las amenazas, problemas nunca resueltos, obras nunca terminadas, el divorcio con la sociedad, con el sector empresarial y político, nos dejó en una anarquía brutal.

Una sociedad dividida, los recién llegados agrupados entre sí, en sus residencias, ajenos al sentir de pueblo, la corrupción purulenta, la delincuencia desatada, deudas causantes de quebrantos sin importarles, siempre alejados del nativo.

Sin tener a quien acudir, sin poder llegar al jefe, detenidos por filtros desconocidos a propósito, era imposible participar si los candados no se abren.

Desesperados el 5 de junio despertamos arriesgando todo y confiamos en el candidato que hoy nos gobierna y representa, habíamos roto las cadenas del tirano.

Todavía disfrutamos del logro y no tenemos recursos y lo sabemos, lo entendemos, es una realidad y esperaremos, así es la naturaleza de la gente de la capital, generosa, sensible, celosa y admirablemente indolente.

Esa apatía debemos enterrarla y nacer con una nueva conciencia, tenemos que reconstruirnos, hay que participar, hay que actuar por nuestra tierra, observemos como en otras entidades y con el mismo gobierno federal presionado por las sociedades civiles han surgido leyes anticorrupción y de transparencia, es por conducto de los medios de comunicación no vendidos, por las redes compartiendo y de boca en boca.

La idea no es estar en contra de los poderes , ni exigir sin razón o crear conflictos sin relevancia, es captar malas acciones y cuando en una comunidad existen muchas asociaciones civiles que no dependan del gobierno, como sociedades de arquitectos, ingenieros, contadores, químicos, doctores, damas chetumaleñas constituidas y muchas mas, la sociedad se fortalece, se le considera y es tomada en cuenta, es escuchada.

Necesitamos crear negocios y dejar de hacer cola en la burocracia, que observamos no tienen garantía de permanencia por mejor que labores, no es fácil, la situación económica es terrible, pero no imposible, así empezamos muchos y sobrevivimos.

En la capital el gran empleador y el gran comprador es el gobierno y si él no tiene, pues nadie tiene.

El señor gobernador es una persona de buenas intenciones y buenos sentimientos, pero no podemos asegurarlo en su desconocido equipo y humanos como somos, pueden fallar.

Pertenecemos por nacimiento y tradición a un partido oficial desde que éramos territorio, hoy en un proceso inédito, diferente, extraño, pero para nosotros esperanzador en la posible solución de graves retrasos, así como de iniciar ahora si, el camino de un nuevo destino prometido.

También debemos colaborar y presentar proyectos, ideas y planes de como salar de esta coyuntura que inicie el equilibrio indispensable para avizorar un futuro justo y prometedor para nuestras generaciones siguientes, es también tarea obligada, manos a la obra.

Si no participamos pueden hacer su propio plan de desarrollo a su idea, que luego como dicen los jóvenes, nada que ver y otra vez las quejas.

Eso esperamos y deseamos, es un compromiso, vivamos la realidad, dejemos rencores y resentimientos, el sur crecerá por nosotros, si queremos y además no hay otra sopa.(8 DE NOVIEMBRE DE 2016 EUSEBIO AZUETA VILLANUEVA DON CHEBO)

Recibe las noticias en tu correo

Registra tu dirección de correo, y activa tu suscripción gratuita.