Martes, Agosto 22, 2017
Covadonganoticias.com

A DONDE VAMOS A PARAR

La congruencia entre la palabra y los hechos tiene para mí un valor fundamental, la palabra tiene que estar de acuerdo con la conciencia y el discurso con el ejemplo, ser siempre la personificación de lo dicho y entender que la falta de ejemplo es la causa de los grandes fracasos.

Por encima de la crisis económica, lo que más duele es que nos mientan, los políticos nos dan clase de moralidad y actúan como auténticos sin vergüenzas, como no va a haber inflación, con la devaluación y las alzas del gas, gasolina y luz y que se deba a causas externas, por dios ni los perros lo creen.

Qué difícil es aceptar que para salir de la crisis hay que trabajar más y ganar menos, esa falta de coherencia entre las mentiras y la credibilidad gubernamental está destrozando al país y por consiguiente a todos y cada uno de los mexicanos.

La verdad es que solo subiéndonos los impuestos tendremos equilibrio económico según señalan y desgraciadamente el sueldo sufrirá las consecuencias y el delito crecerá necesariamente.

Vivir peor nos espera mientras a pesar de los pactos de austeridad, nuestros representantes populares los aplauden sin renunciar a sus privilegios y prebendas, porque los vales de gasolina no les faltara, ni sus dietas, aguinaldos y cuota anual de agradecimiento, por portarse bien, quiero verlos manifestarse en contra de estas alzas en favor de sus representados.

Los impuestos tienen dueño pero no conocemos su destino, las reformas fracasaron y la fiscal solo tiene espíritu recaudatorio, el pueblo está cada vez más sentido contra el sistema político actual, no estamos de acuerdo de como algunas partidas del presupuesto nacional se destinan a sostener partidos, a pensionar de por vida a tantos ex funcionarios, a sostener representantes plurinominales, a autorizar viáticos y viajes sin resultados, a tener que entregar el petróleo por permitir su fracaso, tener la deuda exterior al tope y hoy, antes de que se les caiga el país, el pueblo y no ellos pagaran las equivocaciones.

Lo preocupante es no encontrar solución al futuro, al sistema le debe interesar no quien recibe el dinero sino el que no lo recibe la desgracia humana es que todo se mide por el dinero, estarán preocupados los políticos por las alzas, les quedara para vivir y luego se extrañan que andemos alborotados.

Hay que dialogar con las autoridades, cada región tiene problemas diferentes, nos deben escuchar, lamentablemente solo están rodeados de aduladores, cuya intención es no preocuparlo, no se vaya a enojar, si la intención es que sea feliz y ser parte de la corte.

Felicito al señor gobernador por considerar los impuestos anunciados, el sur está severamente lastimado y esta actitud mucho se le reconoce, esperamos que las autoridades municipales la imiten.(ENERO, 2017;  EUSEBIO AZUETA VILLANUEVA)

Recibe las noticias en tu correo

Registra tu dirección de correo, y activa tu suscripción gratuita.